Desde Mónaco, Evita partió en tren el 3 de agosto hacia Ginebra, tras la confirmación de la invitación formal cursada por el gobierno helvético. En Suiza permaneció cinco días recorriendo Ginebra, Neufchatel, Berna, Zúrich y Saint-Moritz.

En Ginebra, Evita fue recibida por altas autoridades locales y por el director de la Oficina Europea de las Naciones Unidas. Luego, siempre en tren, viajó a la capital suiza, Berna, donde la esperaba una recepción poco usual en Suiza, con una multitud que la aplaudió a la salida de la estación.

Una respuesta

  1. 772014 167722The luxury proposed may be incomparable; citizens are never fail to searching for bags can be a Native goals. The notion numerous insert goals uniquely to push diversity with visibility during the travel and leisure arena. Hotels Discounts 503282

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.